Te podías encontrar con la sonrisa de Jaime Velarde, en cualquier evento aeronáutico, especialmente en los primeros domingos de mes, cuando la Fundación Infante de Orleans, de la que era patrono, nos facilitaba reencuentros a todos los que disfrutamos de la aviación y sus gentes.

Jaime era también conocido por su trayectoria como comandante de Iberia, y una remarcable faceta como escritor aeronáutico… pero su calidad humana era la que más brillaba, siempre presente cuando hacía falta… se nos va otro grande… vuela alto Jaime…

JUNTA DIRECTIVA

ASOCIACION AMIGOS DEL MUSEO DEL AIRE

Deja un comentario